21 de junio de 2024
Locales

La Municipalidad continúa con la desobstrucción y limpieza de desagües pluviales

Ante el fenómeno de El Niño que atraviesa la región, la Municipalidad profundiza los trabajos de limpieza de canales entubados y de zanjones a cielo abierto. Las máquinas están en distintos puntos de la ciudad, entre ellos, Villa del Parque donde se desobstruye el conducto Centenera. Allí, un camión con una tobera eyecta agua a alta presión mientras la aspiradora limpia los conductos y los prepara para precipitaciones abundantes.

El director de Gestión Operativa de la Municipalidad, Alberto Mitri, dio detalles de estos trabajos: “En función de El Niño que estamos viviendo en estos momentos, llevamos a cabo tanto la limpieza de canales como la desobstrucción de tuberías. En este momento estamos trabajando en el barrio Villa del Parque, en Centenera, entre 27 de Enero y Justicia”.

En este caso, la intervención es sobre el conducto Centenera de 1,2 metros. “Estamos trabajando con el camión desobstructor, un equipamiento de última generación que tenemos contratado para desobstruir tuberías y retroexcavadoras para limpiar canales a cielo abierto”, destacó.

El funcionario aclaró que “estas acciones se desarrollan también en otros lugares de la ciudad. Estamos tratando de abarcar lo máximo posible toda la capital provincial. Tenemos un problema de eventos importantes y hemos tenido dos lluvias de altísima intensidad últimamente, de modo que este mantenimiento es constante y lo hacemos a diario”, agregó.

Responsabilidad de todos

Si bien las tareas son ininterrumpidas con el fin de mantener en condiciones el sistema de drenaje de la ciudad, Mitri pidió responsabilidad y compromiso a las y los vecinos porque la basura es el principal enemigo de los desagües. “Es importante mencionar la responsabilidad de los vecinos porque mucho también tiene que ver la basura con el taponamiento”, destacó.

En este sentido, solicitó a las y los ciudadanos “que cuando llueva o exista un alerta meteorológico no saquen la basura”. Según recordó, “en la última lluvia importante que se registró sobre la región, hubo sectores que debimos limpiar tres veces, puesto que la basura escurría con el agua y terminaba tapando las bocas de tormenta. Donde hay bocas de tormenta o desagües no debe amontonarse basura, sino que debe llevarse lejos de los canales o de los conductos para evitar que obstruyan todo el sistema”.

About Author